Loading...

¿Qué es el robo de identidad?

El robo de identidad ha evolucionado mucho más allá del fraude con tarjetas de crédito y, desafortunadamente, es un crimen en rápido crecimiento que afectará a la mayoría de las personas en algún momento de sus vidas, directa o indirectamente. Al conocer los tipos de fraude que existen y las mejores prácticas por aplicar, puede ayudar a evitar ser parte de las estadísticas. Los ladrones digitales robaron $14.4 mil millones a consumidores estadounidenses en 2018.

Esté atento a los antecedentes penales desconocidos


Las consecuencias del robo de identidad en realidad pueden ir más allá de dañar la solvencia de la víctima. Una vez que se captura al criminal, los delitos cometidos por él pueden pasar a formar parte de los expedientes de la víctima y de sus antecedentes penales, lo que en última instancia puede ocasionar que la víctima sea arrestada por error o se le niegue un empleo luego de una comprobación rutinaria de antecedentes.

¿Qué tipos de robo de identidad existen?
 

1. Fraude sintético de identidad

El fraude sintético de identidad, que a menudo es un requisito previo para cometer otros tipos de fraude, implica robar el número de Seguro Social de la víctima y adjuntarlo a un nuevo nombre, fecha de nacimiento y otra información personal necesaria para crear esencialmente una "nueva" persona. Según Experian, el fraude sintético de identidad representa el 80-85 % de todos los fraudes de identidad actuales.

2. Fraude de cuenta nueva

Una vez que se ha robado la información personal y la identidad de la víctima, el ladrón suele utilizar esto para obtener productos y servicios haciendo uso del buen historial crediticio de la víctima. Abrir nuevas cuentas de servicios públicos, adquirir nuevas líneas de telefonía móvil o nuevas tarjetas de crédito son formas comunes de fraude de cuenta nueva.

3. Fraude de adquisición de cuenta

El fraude de adquisición de cuenta se está volviendo cada vez más común, en particular a medida que el fraude tradicional de tarjeta de crédito se ha vuelto menos frecuente debido a la adopción generalizada de tarjetas de crédito con chip EMV. En este tipo de fraude, el ladrón inicia sesión en las cuentas existentes de la víctima, a menudo usando credenciales robadas, y luego se agrega como usuario autorizado. Por ejemplo, el ladrón puede iniciar sesión en el sistema de su banco y solicitar una nueva tarjeta de crédito con su cuenta existente. En este escenario, el monitoreo de crédito tradicional no podría alertar sobre esta actividad, porque el ladrón técnicamente está usando una línea existente de (su) crédito.

4. Robo de identidad médica

Un tema cada vez más preocupante es el robo de identidad médica, que brinda a los ladrones la posibilidad de acceder a medicamentos recetados e incluso a tratamientos médicos costosos utilizando la identidad de otra persona. Cuando se realiza con éxito, el robo de identidad médica a menudo se deriva en entradas erróneas en la historia médica de la víctima, lo que a su vez puede dar lugar a decisiones inapropiadas y potencialmente mortales por parte del personal médico. 

5. Robo de identidad comercial

Usar el nombre de una empresa para obtener crédito o incluso facturar a los clientes de esa empresa por productos y servicios representa un gran riesgo, en particular para las pequeñas empresas o los negocios unipersonales. Debido a que en ocasiones las nuevas empresas necesitan combinar transacciones comerciales y personales, este tipo de fraude puede afectar a los emprendedores incipientes, tanto personal como profesionalmente. Peor aún, los perpetradores que cometen el robo de identidad comercial a menudo son personas con información confidencial (empleados actuales o antiguos), con acceso directo a documentación operativa, que hacen crecer los libros a favor de sus fechorías.

¿En qué se diferencia el robo de identidad del fraude financiero?

El término "fraude financiero" abarca el fraude común de tarjetas de crédito, cheques y tarjetas de débito. Cuando los delincuentes usan sus tarjetas de crédito o débito para realizar una compra, generalmente lo hacen sin asumir su identidad. Recuperarse de un fraude financiero es  comparativamente  más fácil que recuperarse del fraude de identidad, porque la mayoría de los acreedores no lo responsabilizan a usted por cobros fraudulentos.

¿Qué información personal suele recogerse cuando ocurre una violación de seguridad?


El tipo de información recogida en caso de violación de la seguridad puede variar ampliamente dependiendo de la información personal que la compañía haya almacenado y aquello a lo que el perpetrador pueda acceder. En ocasiones, los tipos de información robada también pueden depender del propósito de la violación de seguridad, que podría variar desde la realización de una declaración política hasta un hacker que simplemente “hace su show”. Los perpetradores que cometen infracciones para obtener ganancias financieras generalmente apuntan a información personal que puede revenderse en la dark web y usarse para fraudes de identidad, y se centran en información como nombre completo, dirección de correo electrónico, contraseña, número de Seguro Social, fecha de nacimiento y número de licencia de conducir, entre otras cosas.

¿Cuál es el riesgo del crimen de robo de identidad?


El crimen de robo de identidad puede crear innumerables dolores de cabeza a la víctima posteriormente. Aunque es una forma menos común de fraude, un ladrón puede ser atrapado por una violación de las normas de tránsito o un delito menor y firmar la citación con su nombre. Entonces, usted debe encargarse de pagar esas molestas sanciones y multas. Si un ladrón usa su nombre cuando lo arrestan por un delito, usted podría terminar con antecedentes penales, lo que podría afectar su capacidad para conseguir un trabajo o comprar/alquilar una propiedad. Otro caso es cuando el ladrón comete un delito usando su identidad, y luego se emite una orden de arresto. Pero, en lugar de buscar al criminal, lo buscan a usted. ¡Usted podría tener una orden de arresto y ni siquiera saberlo!

Cómo permanecer protegido


Si tiene algunas de estas preocupaciones en su mente, no tema: hay pasos que puede seguir para mantenerse protegido. Comience aplicando estas mejores prácticas:

• Revise la información de su cuenta. Revisar de forma regular las transacciones en línea de sus cuentas bancarias/tarjetas de crédito puede ayudarlo a detectar actividades o compras sospechosas. Si encuentra algo sospechoso, asegúrese de informarlo de inmediato a su banco o institución crediticia. En la actualidad, la mayoría de los bancos también tienen una manera de denunciar transacciones sospechosas directamente en su lista de transacciones. 

• Considere usar McAfee® Identity Theft Protection. Un servicio de protección contra el robo de identidad puede monitorear sus cuentas, alertarlo sobre posibles problemas, brindarle opciones de reembolso si usted es víctima de robo de identidad y ayudarlo a recuperar la tranquilidad, además de obtener orientación para remediar la situación y recuperarse del robo de identidad.  

• Deshágase de los documentos confidenciales, tanto en línea como fuera de línea. Si bien triturar los estados de cuenta bancarios en papel y otros documentos confidenciales puede ayudar a prevenir el robo de identidad fuera de línea, también es importante deshacerse de los archivos confidenciales, como PDF de declaraciones de impuestos y estados de cuenta, en caso de que un hacker obtenga acceso a su PC. Por lo general, cuando se elimina un archivo, no desaparece por completo; por el contrario, esa parte de su almacenamiento se marca como disponible para sobrescribirse con nuevos datos. Lamentablemente, esto significa que un hacker conocedor puede reconstruir el archivo incluso si ha sido eliminado. Afortunadamente, las suites de antivirus como McAfee® Total Protection incluyen funciones de eliminación de archivos, que impiden de forma eficaz recuperar los archivos eliminados, a menudo alcanzando estándares de eliminación de grado militar. 

• Cifre los archivos confidenciales de su PC. Al igual que cuando elimina los archivos confidenciales que ya no necesita, utilice una herramienta de cifrado de archivos como File Lock (Bloqueo de archivos) en McAfee® Total Protection. Al colocar archivos confidenciales que aún necesita en su File Lock Vault (Bóveda de archivos bloqueados), usted puede mantenerlos ocultos frente a posibles ladrones y hackers. 

• Denuncie la pérdida o el robo de sus tarjetas de identificación. La mayoría de los ladrones de identidad obtienen su información al robar la información de identificación personal que figura en sus tarjetas físicas como su licencia de conducir, su tarjeta de Seguro Social o su tarjeta de identificación. Si denuncia que se le ha perdido su licencia de conducir, su estado puede marcar su número de licencia y, en caso de que otro conductor sea detenido por las fuerzas policiales y presente su licencia como si fuera propia, podría ser interrogado para obtener más información. 

• Realice una verificación de antecedentes propia. Si cree que alguien puede estar haciéndose pasar por usted, haga una verificación de antecedentes. Puede hacer esto a través de servicios en línea o pedírselo a un investigador privado. 

• Verifique las bases de datos penales del estado y de la nación. Busque su nombre en bases de datos penales como la base de datos del Centro Nacional de Información sobre Delitos (NCIC) del FBI para ver si tiene antecedentes penales que desconozca.